Entrevistado en Canarias7


A continuación un extracto de la entrevista que me hicieron hace unos días en la sede de Canarias7 con motivo de la publicación del Anteproyecto de Ley de Transparencia de Canarias que me hizo la periodista Almudena Sánchez

————–

¿Cuál es su primera impresión del borrador de la ley canaria de transparencia?

— Realmente han trasladado las aportaciones de los foros de participación, así que mi primera impresión es de satisfacción. Felicitación a los responsables del Gobierno de Canarias por el texto que han sacado. En segundas lecturas, algunas partes estoy de acuerdo y con otras no tanto…

QstOkjmm

— ¿Qué ha echado en falta?
— Una cosa fundamental que advertí desde el principio y me convencieron de lo contrario, que es la participaciónciudadana. Me dijeron que hay una ley vigente y que funciona bastante bien. A mí me pareció muy extraño. En cualquier caso, no me gusta, separar la participación ciudadana de la ley de transparencia. Si en los foros, la gente está demandando participar, y si hay una ley que lo posibilita, es que no está funcionando.

— ¿Canarias es la segunda comunidad autónoma en impulsar la participación para hacer una ley?
— No, es la primera, porque en Navarra cuando tuvimos un primer texto, se expuso y a partir de ahí los ciudad aportaron. Pero partiendo de cero, los canarios han sido pioneros. La idea surgió de la Dirección General de Juventud y les agradezco que contaran conmigo.

—De lo que hay en el borrador, ¿qué habría que corregir?
—Quizá, la ley se queda corta aunque es valiente.

— ¿Corta respecto de qué?
— No profundiza tanto como la ley estatal aunque ésta de repente se corta al establecer las excepciones en el acceso de la información. Falta formación, aunque no fuera demandada por una gran parte de los ciudadanos. Si no los formamos va a pasar que  no la va a utilizar nadie. En el borrador, se contempla la formación dirigida a los funcionarios, que está muy bien, pero se olvida de los ciudadanos. Y eso es un error.

— ¿No le ha sorprendido la no mención de los partidos políticos?
— Pues estará mal redactado, pero yo entiendo que tienen que estar. A lo mejor no está recogido como partidos políticos pero sí como entidades privadas. De todos modos, la ley delEstado, que es básica y complementa a la autonómica cuando se apruebe, sí que están los partidos.

—El borrador excluye a cabildos y ayuntamientos
— Los ayuntamientos están cubiertos por la ley estatal y los cabildos tendrían que estar incluidos. A quién le cabe en la cabeza que todas las empresas que tengan un 30% de ayudas públicas estén dentro y los cabildos no.

—¿Cómo se fijan los baremos, ¿por qué un 30% estaría sujeto a la ley de transparencia y no un 10 o un 50 por ejemplo?
— En mi comparecencia en el Congreso de los Diputados dije que tenía que estar todo el mundo pero eso es inviable. Incluir cualquier empresa es un error al final;estaríamos controlando muchísimo y habría un gasto importantísimo. Hubo quien dijo el 30% o el 40% de la facturación de una empresa cuando proceda de fondos públicos, y a mí me parece injusto. Se ha llegado al 30% como media de lo que demandó la ciudadanía. A lo mejor la fórmula pasaría por ser más flexible, por ejemplo teniendo en cuenta su facturación, escalas, baremos. En ese sentido, también la ley de Navarra se ha quedado obsoleta.

—El consejero de Presidencia dio a entender que se siente decepcionado con la baja participación de la ciudadanía en los foros. ¿Lo cree usted así también?
— Sí, pero la ciudadanía no ha participado más  porque no se cree la ley de transparencia. Esto demuestra la desafección absoluta entre los políticos y los ciudadanos. Es absolutamente lamentable. Hay que reconocer que el Gobierno hizo el máximo esfuerzo por atraer a la población. Creo que de 2 millones y pico de habitantes que hayan ido 1.000 personas, me parece muy bajo; sobre todo en el momento en el que estamos tendríamos que haber llenado aforos. En cambio, los comentarios fueron muy ricos y las aportaciones, en el caso de El Hierro, excepcionales. Éramos poquitos pero la gente representaba muy bien la población de la isla.

—Curioso que no fuera en las islas capitalinas..
—Eché de menos ese interés en Las Palmas de Gran Canaria. Yo creo que ahí se cometió un error, el mismo que en Santa Cruz de Tenerife: el encuentro se hizo en la sede de la Presidencia de Gobierno;los ciudadanos no lo ven como un territorio neutral.

—¿Echó de menos en esos foros a responsables políticos?
— Sí por supuesto. Por parte de los cabildos, no. Pero en cuanto al Gobierno de Canarias sólo he conocido a Francisco Hernández Spínola. Me hubiera gustado que el presidentePaulino Rivero se hubiese acercado, porque habría significado que la ley sería de todos los canarios.

—Lo que se está transmitiendo es que el consejero cabalga en solitario con el proyecto…
— Si se está tomando la ley de transparencia como de una sola parte del Gobierno va a pasar como en Navarra, que se ha ido esa parte del Gobierno y con él, la ley de transparencia. Le advierto una cosa, me desvincularé de la ley canaria si no se publican todas las dietas ysobresueldos de todos sus políticos.

— ¿Ha visto reticencias?
— Sí. En una ley de transparencia, estas cosas son casi anecdóticas, pero qué duda cabe que también son gestos, la reacción de quien le afecta la ley.