A vueltas con el futuro de la televisión


Una vez leído el post de Carlos Bravo10 razones por las que Internet se va a cargar a la televisión en 5 años‘ -del que recomiendo su lectura, matizando que, en mi opinión, es demasiado ‘talibán’ en los plazos y muy realista en el análisis de lo que a buen seguro entiendo que pasará en el futuro- vuelvo a tratar el tema de la ‘caja tonta’, que ya fue analizado en este blog, por primera vez, y en profundidad en Julio de 2008, bajo el título ‘Internet (y móvil) como sustitutos naturaes de la televisión tradicional‘, así como aquel que dediqué a la llegada de la inútil televisión digital ‘TDT: el timo de la televisión digital‘, y, dando criterio a lo que trato de escribir, el último con clara referencia a la evolución del medio televisivo ‘CAMPUS PARTY: El futuro de la TV a debate, y ahí estaba, junto a los grandes, otro grande, LINC‘.

Partiendo de la base de que el mercado de la televisión sigue y seguirá siendo el rey durante bastantes años -aunque creo firmemente que en no muchos más de 10 el mercado publicitario de Internet será el número uno en ingresos e inversión- trataré de fijarme en el hábito de combinar TV e Internet, y es aquí dónde podremos observar con claridad la situación en la que nos encontramos.

Seguimos siendo lo que somos, y teniendo una sociedad como la que tenemos, en la que los ‘nativos digitales‘ todavía representan una pequeña parte de la pirámide poblacional, y el resto, en el que me incluyo como ‘inmigrante digital’, seguimos teniendo un importante ‘deje’ cultural, tal vez arrastrados por las costumbres de quienes nos acompañaron y acompañan en casa.

Ya sé que ha llovido bastante desde el España-Holanda que aupó a Casillas a lo más alto del cielo sudafricano, pero durante este partido se dieron cita movimientos en la red que pudieron ser vistos desde diferentes ángulos, como así ha sido. Por una parte, hay quien defiende, y constata de forma magistral, con datos, como Ricardo Tayar, que durante el partido el tráfico Web descendió entre el 30% y el 40%, una cifra que no me llama nada la atención, teniendo en cuenta que a esa hora todos los españolitos -enormes, bajitos- estábamos a lo que estábamos. Por otra parte, quien haya tenido la oportunidad de asistir a una conferencia de mi buen amigo Ícaro Moyano, Director de Comunicación de Tuenti, sabrá que su estrella en forma de PPT suele ser la estadística de tráfico en su red social durante el partido de moda en ese momento, en este caso, la final del mundial de 2010, en la que trata de explicar la relación entre el visionado del partido y el movimiento en Tuenti, espacio en el que claramente se está comentando el partido como si fuera un bar, dónde hay silencio en las jugadas y momentos cruciales, mucho ruido una vez acontecida la acción, y, ni que decir tiene, del estruendo que se produce al final del partido. Pues así lo refleja la gráfica:

© Tuenti

Ni a uno ni a otro le falta razón. El tráfico Web baja en todos lugares que nos indica Ricardo, sin embargo, creo que obvia un dato importantísimo, el usuario se está trasladando al ámbito móvil. ¿Qué hay del tráfico en Twitter?¿descendió?, no tengo el dato, pero de todos es sabido que, cuando jugaba Japón, la ballena de Twitter hacía lustrosa aparición indicando un claro exceso de tráfico, y supongo que en la final ocurriría lo mismo. Algo parecido pasa con las redes sociales, son los bares de Internet, y su tráfico, como bien indica la gráfica de Ícaro, se dispara al comienzo, durante el descanso, en jugadas en clave y al final del partido. Si a esto le sumas que la red social española estima que a finales de año el 50% de su tráfico provendrá de dispositivos móviles, tenemos las claves que encumbrarán a Internet frente a la tele: la bidireccionalidad y la movilidad, así como los formatos publicitarios ‘ad-hoc’ para los usuarios, desde los que podemos llegar a tener hasta el nombre del perro del usuario, eso sí, en unos formatos menos masivos y más particularizados, por lo tanto con un ROI 100% medible y apuntando como un francotirador, algo contra lo que no puede competir el sistema publicitario arcaico y no discriminatorio de la televisión.

En resumen, la televisión sigue mandando, pero a medida que madure el mercado su cuota de mercado descenderá, y más aún cuando la decisión de inversión publicitaria recaiga en un ‘nativo digital‘  -mucho tiene que llover todavía- o en un ‘inmigrante digital’, como el que escribe.

2 comentarios sobre “A vueltas con el futuro de la televisión

  1. Hola Guzman,

    Enhorabuena por tu post, totalmente claro y revelador de lo que el futuro nos depara. Estoy de acuerdo contigo en que el usuario se desplaza claramente hacia el movil, y tan solo hay que observar a un grupo de gente por la calle para darse cuenta de ello. Personas que, por ejemplo, buscan una dirección en google maps mientras caminan por la calle, movil en mano.

    En mi post el objetivo era mostrar el efecto que los grandes eventos tienen en el tráfico web, porque es un fenómeno muy curioso, aunque lógico, y muy muy gráfico.

    El tráfico de sitios móviles ni lo considere porque lo que me llamó la atención sobre todo fue que independientemente de la temática del sitio y del pais de su público objetivo, todas las personas reaccionaron igual frente a la final, algo muy curioso de analizar desde ese punto de vista.

    Un saludo,

    Ricardo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s